El gran mito del Hipo en bebés y cómo quitárselo.

Creo que toda mamá alguna vez ha escuchado "Uy ya tiene hipo, seguro tiene frío" o "Oh tiene hipo, el pañal debe de estar mojado" Pero esto no puede estar mas lejos de la verdad. ¿Cómo puedes estar segura de esto? Tan fácil como recordar que tu bebé tuvo hipo en tu pancita, y puedo decir con ojos cerrados que tu bebé no usaba pañal ni tenía frío en ese entonces.

La verdad es que el hipo tiene que ver, como en los adultos, con el diafragma. Pero ¿Por qué a los bebés les da mas seguido? Su cuerpo aun se esta desarrollando y madurando, por lo que puede ser mucho mas sensible. Hay muchas cosas que provocan el hipo en un bebé: tener pancita llena y su estómago se expande y empuja el diafragma a los pulmones, (por eso suele darles después de comer). Otra cosa que puede provocarlo es que le entre aire mientras come.

No les causa ningún dolor o problema, pero hay bebés que pueden incomodarse con él y aunque el hipo se quita solo a los pocos minutos, hay algunas técnicas que puedes hacer para ayudar a que se vaya más rápido:

  1. Si le suele dar mientras está comiendo, recuerda hacer pausas, así dejarás que su cuerpo y sistema digestivo descanse.

  2. Si le da después de comer, puedes usar el chupón, el ejercicio de succionar ayudará a que su diafragma se vuelva acomodar.

  3. También, si le da cuando no esta comiendo, puedes darle un poco de pecho o biberón, como el chupón, el efecto de succionar y tragar le ayudará a que el diafragma vuelva a su lugar.

  4. Si a tu bebé no le molesta, déjalo, se le quitará solo en unos minutos mientras el diafragma se acomoda.

Así de fácil es "lidiar" con el hipo. Es algo muy normal que le sucede a todos los bebés, a unos más a otros menos, pero no debes de preocuparte.

Recuerda no darle ningún remedio que pueda poner en riesgo su salud o que no le haya recetado su pediatra.

51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo